Secciones
 HomePage
 Estrenos
 Especiales
 Recomendadas
 Reviews
 Actualidad
 Festivales
 Perras de Película
 Potros de Película
 Estrenos en video
 Estrenos en DVD
 Yo Actor
 Yo Director
 Staff
 Servicios
 Suscripción
 Contactate
 Downloads
 Wallpapers





Reviews
Publicado el 28/12/2000

Sin pretensiones, logra su objetivo

Cuando el fundador de Knox Technologies, Eric Knox (un genio de la informática), es secuestrado, su atractiva socia contrata los servicios de una agencia de detectives, propiedad de un misterioso hombre llamado Charlie Towsend. Su mano derecha es Bosley, un extraño personaje masculino que coordina el trabajo de tres bellas mujeres a las que Charlie llama "ángeles". Son hermosas, son brillantes y trabajan para él.

Todo parece indicar que Corwin, el rival de Knox, es el culpable del secuestro y hacia ahí apunta la investigación. Encontrar a Knox es tarea fácil, más aún recatarlo. Sin embargo, deciden averiguar que es lo que trama el diabólico Corwin con la supuesta apropiación del maravilloso invento de Knox. Un reconocedor de voz, si se reduce drásticamente una detallada explicación a 4 palabras.

La misión es introducir en el cerebro central de las instalaciones de Corwin un rastreador del programa de Knox. Lo que parece tan sencillo no lo es porque la empresa es una fortaleza a la que sólo los "ángeles" son capaces de ingresar.

Mientras, las tres chicas tratan de lidiar con su sexualidad y con su desempeño en el espionaje. Dylan, la más ruda y pasional, entabla una relación con Knox, sin dejar a su famélico amante bizarro (Green). También Natalie, la ingenua y extrovertida chica de oro, se siente atrída por un bartender; Alex, la chica oriental y sofisticada trata de buscar una ocasión para decirle la verdad a su novio (LeBlanc) actor.

Todo seguirá desarrollándose como en un capítulo de la serie de TV: mucho peligro, mucha acción, mucha ropa sugerente, muchos diálogos huecos y un final feliz.

Si desde un comienzo en la perspectiva de los personajes hay una posición incrédula con respecto a la película (y a la serie original), no hay sobresaltos posteriores. Un ejemplo de esto ocurre en la escena del avión y siguientes. El personaje de LL Cool J, dice una frase premonitoria y cierta: «Nuevamente una película basada en una vieja serie de TV». De ahí en adelante todo se puede tomar con tolerancia, resignación y una dosis de buen humor. Cómo poder decirle "estúpida" si ella misma se lo escribe en la frente? Cómo decirle "vacía" si el personaje de Natalie, interpretado magistralmente por Cameron Diaz, es un despliegue encantador de todo lo que la palabra "naïf" explica.

"Los ángeles de Charlie" es explícita, obvia. Todo su material está frente al espectador. Sólo divertir, sin pensar. La película no pretende nada, excepto mostrar a tres chicas atractivas dándole de patadas al mundo entero. Para lograr esta hazaña y los estilizados movimientos, se contrató al coreagrafo de artes marciales: Yuen Cheung-Yan. La suspensión en el aire se obtiene certeramente en muchas escenas aunque en otras falla tristemente. Las proezas gimnásticas fascinan y están de moda en Hollywood.

Para mostrar el "método de trabajo" de los ángeles, McG, (el nombre o mejor dicho el alias del director), se sirve de poderosas influencias como James Bond, Misión imposible, The Matrix, Austin powers. El resultado es sorprendente, en su mejor y peor sentido. Como encerrar a un producto así en un sólo género? Un producto híbrido que es todo y es nada al mismo tiempo?

Desde el devaneo gratuito de glúteos de Natalie hasta los chistes locales de Green, pasando por las escenas en las que Murray construye una pistola con jabón... todo es a favor de una lectura placentera, casi adolescente, que no tiene tiempo para sentidos ocultos o alternativos. La estética es contemporánea pero con una precisa acotación a la década del 70. En otras palabras: hay sonido "Abba" pero también "Pizzicato Five".

McG dirigió videoclips de Offspring y Sugar Ray, pero en cine es un debutante, aunque supera el límite con holgura. Hay un trabajo intenso en lo que respecta a la música y especialmente en el montaje de sonido, incluso por menos de diez segundos de película interviene Michael Jackson. Casi una caricatura, casi un Mel Brooks año 2000. La música estuvo a cargo de Edward Shearmur ("Things You Can Tell Just Looking at Her", "Cruel Intentions") y el supervisor musical fue John Houlihan ("Gossip", "Austin Powers: The Spy Who Shagged Me", "Austin Powers: International Man of Mystery").

"Los ángeles de Charlie" es como descender sin paracaídas en un lugar sin riesgo de salir herido. Un producto mucho más atrevido que la serie original y absolutamente más divertido.

Andrés San Martín


"Los ángeles de Charlie"

Charlie's Angels
EE.UU., 2000, 90'

Dirección
McG

Producción:
Leonard Goldberg, Drew Barrymore y Nancy Juvonen

Guión:
Ryan Rowe, Ed Solomon y John August

Fotografía:
Russell Carpenter

Música:
Edward Shearmur

Montaje:
Wayne Wahrman y Peter Teschner

Protagonistas:
Cameron Diaz, Drew Barrymore, Lucy Liu, Bill Murray, Sam Rockwell, Kelly Lynch, Tim Curry, Crispin Glover y John Forsythe



Calificacion: 7

Estreno en Argentina
28/12/2000

Links
Website oficial

Notas relacionadas
"Los ángeles de Charlie", la serie

Screensaver de "Charlie's angels"

Multimedia
Trailer en Quicktime
LoRes (5.1 MB)(160x120)


Trailer en Quicktime
HiRes (10.2 MB)(320x240)


Ayuda para ver videos



© FOTOGRAMA.com