Secciones
 HomePage
 Estrenos
 Especiales
 Recomendadas
 Reviews
 Actualidad
 Festivales
 Perras de Película
 Potros de Película
 Estrenos en video
 Estrenos en DVD
 Yo Actor
 Yo Director
 Staff
 Servicios
 Suscripción
 Contactate
 Downloads
 Wallpapers





Reviews
Publicado el 21/12/2006

De paso

Aunque observa la misma realidad que mucho cine brasileño de estos tiempos (la periferia de San Pablo, en el fondo bastante similar a la de cualquier otra gran ciudad), la mirada y la intención son en De paso bien diferentes. Aquí se procura (y se logra) quebrar la identificación automática entre periferia y delincuencia, así como se logra imponer un protagonista negro que escapa de los clichés clásicos: no es traficante, ni sambista y bohemio, ni ladrón, ni criado sumiso, ni figurante de ningún carnaval. Hasta la forma responde a esa intención de echar una mirada menos simplista y reductora: el film de Ricardo Elias está lejos del vértigo videoclipero y la violencia glamourizada de Ciudad de Dios y, en cambio, bastante cerca del humanismo neorrealista con que Nelson Pereira dos Santos anticipó, en la segunda mitad de la década del cincuenta, la llegada del cinema novo.

En esa visión -sincera, honesta y también necesaria para cuestionar un prejuicio que trastorna la convivencia social-, reside el principal mérito de un film que, en cambio, abunda en ingenuidades y reiteraciones, cae frecuentemente en el discurso redundante al hacer explícito en las palabras lo que ya se había sugerido nítidamente en la acción y titubea bastante a la hora de administrar los ritmos de la narración. Elias intenta pintar el medio en que actúan sus personajes (y a ellos mismos) poniendo atención en detalles que juzga reveladores, pero a veces se demora tanto en esa tarea que el efecto se vuelve contraproducente: en lugar de agregar pinceladas sobre la vida normal y cotidiana en un medio estigmatizado parece que está rellenando huecos de una anécdota que bien podría haber sido contada en la mitad del metraje.

La historia habla de tres muchachos humildes nacidos y criados en la pobreza de la favela; pobreza que no implica marginalidad. Dos de ellos -hermanos- han seguido caminos divergentes: Washington cedió a la presión de un medio que encuentra en la violencia la respuesta a la exclusión, se involucró en el tráfico de drogas y acaba de ser asesinado; Jefferson quiso huir de esa negra disyuntiva reservada a los jóvenes de su condición (desempleo o delincuencia) y se fue a Río a estudiar en el Colegio Militar, de donde ahora regresa para reconocer el cuerpo de su hermano en una morgue del otro lado de la ciudad. El tercero, Kennedy, que aspira a una vida normal después de haber conocido el delito y la cárcel, lo acompañará en esa dura misión.

El film cuenta el viaje durante el cual se expondrán las diferencias entre los dos muchachos, que al mismo tiempo recordarán un hecho crucial vivido por los tres en la infancia, lo que genera un constante vaivén entre presente y pasado. Para Jefferson, el contacto con Kennedy supone el reencuentro con una realidad a la que no siempre puede aplicar sus rígidos principios morales. Al tiempo que manifiestan sus contrapuestas visiones del mundo, que ambos deberán reconsiderar, también redescubren el lazo común del sentimiento.

No puede decirse que De paso sea un film logrado, pero aun con su ingenuidad y su esquematismo, alcanza a sugerir que detrás de su simple historia palpita una tragedia social.

Fernando López (La Nación)


"De paso"

De passagem
Brasil, 2003, 84 minutos

Dirección
Ricardo Elias

Fotografía:
Jay Yamashita

Música:
André Abujamra

Montaje:
Reinaldo Volpato

Protagonistas:
Sílvio Guindane, Fábio Nepô, Lohan Brandão, Glennys Rafael, Paulo Igor. Guión: Claudio Yosida y Ricardo Elias.



Calificacion: 6

Género
Drama

Estreno en Argentina
21/12/2006

Links
Website oficial



© FOTOGRAMA.com